Hacer de la guitarra un habito

Si quieres aprender, bien, a tocar la guitarra, tienes que ser consciente de que necesitarás tiempo, mucho tiempo y, sobre todo, que tienes que ser constante en el tiempo y tener mucha paciencia. No estoy hablando simplemente de aprenderse unos acordes con los que tocar un poco tu guitarra.

Es por ello que existen rutinas de aprendizaje, donde no solo se aprende a tocar acordes si no también muchas otras cosas mas, como saber llevar el ritmo, técnicas, fraseo, solfeo, interpretar de oído, escalas... en fin y muchísimas cosas mas.

Aquí no voy a hablar de ninguna rutina (lo haré mas adelante) pero si de lo que comparten todas las rutinas y su importancia. Ahora, te estarás preguntando ¿Que es lo que comparten todas las rutinas de guitarra? El aprendizaje día a día, ya sea de una cosa u otra, pero todas las rutinas dedican un día a algo, y tienes que cumplir esos objetivos.

Con esto quiero que te des cuenta que aprender a tocar la guitarra no es cosa de un día ni de dos, ni tampoco de coger la guitarra una semana, o varios días durante una semana. Está claro que todo depende de lo que quieras aprender y hasta donde quieres llegar, pero para saber tocar la guitarra y hacerlo bien necesitarás practicar cada día.

No busques excusas para no cumplir tus objetivos


Si consigues que tocar la guitarra sea un hábito, es decir, cogerla cada día y practicar con ella, estarás mucho mas cerca de aprender de verdad. Habrán días en los que no te apetezca, no tengas tiempo o cualquier cosa, esos días en los que pienses "por un día no pasa nada". Pero lo cierto es que si pasa. Con esto consigues engañar a tu mente, quitando la importancia que realmente tiene y lo que es peor aún, acostumbrándote al engaño.


Con esto lo que conseguirás, es romper tu rutina, y lo que en un principio fue un día, luego serán dos, y así sucesivamente hasta que acumules varios días sin tocar la guitarra, por lo que no habrás avanzado mucho y todavía peor, cuando vuelvas a cogerla tendrás que recordar lo último que aprendiste.

Al final, serás como muchas de esas personas que algún día dicen "Yo tenía una guitarra... sabía tocarla pero nunca llegué muy lejos". Y quizás te autoengañes pensando que esto no era para ti o que era demasiado complicado, pero lo cierto es que no lo es, es muy fácil. Todo lo que necesitas son tres cosas: constancia, paciencia y tiempo.

¿Tocas la guitarra a diario? ¿Piensas que esto es una auténtica tontería?

Mas consejos para guitarristas.